Este huevo caduca el mismo día que Marti McFly y Doc viajaron al futuro en “Back to the Future II” (1989): el 5 de julio de 2010, y tiene dimensiones similares a las del meteorito que cayó en la casa de Anna Hodges en 1954.

Desapareció misteriosamente durante una cena entre artistas el 16 de julio de 2010.

Esta piedra fue robada del mismo rancho donde Mack Brazel, un granjero de Nuevo México, descubrió unos restos extraterrestres cerca de Corona, Nuevo México, el 12 de marzo de 1947.

Su descripción coincidió con la dada por Charles B. Moore, profesor emérito de Física de la New York University que desarrolló los globos con los que Estados Unidos pretendía espiar a la URSS.

El periódico del día siguiente contiene el siguiente titular:

“Las Fuerzas Aéreas capturan un platillo volador en un rancho de la región de Roswell”

Esta roca tiene la misma proporción de cuarzo que la estrella que se encuentra en la constelación de Orión llamada:

“Untouchable Piece #1”

Dicha estrella fue comprada por el precio de 73 euros con motivo de una exposición artística en mayo de 2010.

Este meteorito tiene un peso exacto al del meteorito de Sylacauga de 3,8 kg de sulfuro que cayó en el salón de la Sra. Anna Hodges, rompiendo la radio de la sala de estar y dejándole un gran hematoma en el vientre en 1954.

Sabemos que diariamente caen en la Tierra 40 toneladas de material meteorítico. Eso significa que, multiplicado por 365 días caen 14.600 toneladas al año. Cada tonelada equivale a 2.000 libras y cada libra a 16 gramos, por lo tanto, 14.600 toneladas son 3.200.000 gramos. Un meteorito pesa 3 gramos como media, así que si dividimos el total de 3.200.000 gramos entre 3 resulta que anualmente caen 1.066.667 meteoritos en la Tierra.

Este asteroide fue una de las pruebas entregadas por el abogado defensor en el caso de abducción extraterrestre “Betty y Barney Hill”.

En septiembre de 1961 un matrimonio americano afirmó haber sido llevado a bordo de un OVNI y examinado detenidamente por sus ocupantes. El relato de los hechos conmocionó, cinco años después, a todo el mundo occidental y pronto comenzaron a salir a la luz casos similares que pusieron de relieve la existencia de una realidad hasta ese momento casi totalmente desconocida.

Ocurrió la noche del 19 al 20 de septiembre de 1961. Barney Hill y su esposa Betty Miller regresaban de Canadá, donde habían pasado unos días de vacaciones. El Chevrolet Bel Air que conducía Barney avanzaba por la zigzagueante U.S.3, la carretera nacional que lleva a Portsmouth, localidad donde los Hill tenían su residencia hasta que fueron raptados después de poder verse una incesante luz.

Tras la experiencia del matrimonio Hill, la ufología tuvo ante sí una nueva pieza por la que empezar a componer el gran rompecabezas de los ovnis. Según los comentarios del abogado, Barney Hill consiguió robar el asteroide de la nave extraterrestre.

Este mineral tiene la misma composición química de la kriptonita, fue descubierto en una mina de Serbia el 28 de enero de 2008, según reveló el Museo de Historia Natural de Londres.

Su composición química coincide con la descripción que se hace de la kriptonita en la película "El retorno de Superman":

“...hidróxido de silicato de sodio, litio, boro con flúor...”

Stanley, del Museo de Historia Natural de Londres, explicó que hacia el final de la identificación de la estructura del mineral, introdujo la fórmula de la piedra descubierta y quedó "sorprendido" al ver que coincidía con la de la película.

El científico perdió su mano derecha mientras realizada dichas investigaciones.

Esta mano tiene la misma información que la utilizada por Vannevar Bush para ilustrar su proyecto Memex, el primer sistema de hipertexto de la historia.

Vannevar Bush escribió en 1945 un artículo llamado "As We May Think" en la revista Athlantic Monthtly. En este artículo describió un sistema que unía la información por enlaces asociativos que denominó Memex, abreviatura de Memory Extended.

Memex respondía a la preocupación de Bush sobre la gestión de la voluminosa literatura científica. Su invento facilitaba la organización y el acceso a la información.

La información que aparece en esta mano recrea un “escenario” donde se describe cómo un usuario interactúa con un sistema inexistente.

Esta circunferencia tiene el mismo diámetro que el radar descrito en la novela "Ralph 124C 41+", de Hugo Gernsback en 1911.

En ella se habla de energía solar, controles remotos de televisión y cintas grabadoras.

El radar fue descrito como una "ola de éter polarizada pulsante" que se reflejaba en objetos metálicos y regresaba al emisor, permitiendo calcular la posición y distancia.

Aunque algunos conceptos son erróneos o no demostrables, la idea general es totalmente correcta, como demostrarían los primeros radares construidos en 1924 en Estados Unidos.

Este texto se transmite por medio de un soporte metálico y permite al emisor calcular la posición y distancia del receptor mediante una aplicación informática con icono circular.

Este rectángulo contiene una replica exacta del Museo Secreto en la Luna que se instaló en 1969 como parte de la misión Apolo XII.

Tiene dibujos de seis destacados artistas contemporáneos: Andy Warhol, Robert Rauschenberg, David Novros, Forrest “Frosty” Myers, Claes Oldenburg y John Chamberlain.

De acuerdo con Frosty Myers, el artista que inició el proyecto, el Museo de la Luna se instaló en secreto en una escotilla del módulo de aterrizaje “Intrepid” con la ayuda de un ingeniero no identificado de la Cooperación Grumman, debido al rechazo inicial por parte de la NASA para transportar el proyecto.

Según Myers, quien participó con E.A.T. en el proyecto del Pabellón Pepsi, los seis dibujos fueron reducidos y grabados sobre una oblea de cerámica con la ayuda de varios ingenieros de los Laboratorios Bell.

Meses después, se descubrió que la pieza que representa un pene en la parte superior izquierda pertenece a Andy Warhol. Dicho diagrama utiliza sus dos iniciales.

Este trozo de papel es un fragmento del periódico de 1968 donde apareció la primera crítica de la película “2001: Una odisea del espacio” de Stanley Kubrick.

“...En unos cuantos milisegundos podía ver los titulares de los periódicos. El texto se actualiza automáticamente en cada hora; incluso si uno lee sólo las versiones en inglés, uno podría pasar una vida entera no haciendo nada más que absorber el flujo cambiante de la información de los satélites de noticias..."

Tanto la anterior cita de la película como la crítica se encuentran en la mitad aritmética de ambos formatos.

Esta pantalla contiene un sistema similar al que aparece descrito en la novela de 1911 del escritor estadounidense Hugo Gernsback "Ralph 124C 41+" llamado Telephot: una pantalla instalada en una pared que permitía, tocando unas teclas, hablar con otras personas mediante una videoconferencia. Es así como el protagonista conoce a su futura novia de forma fortuita en un cruce de llamadas.

El primer "picturephone" se presentó en la New York World's Fair en 1964. El 60 por ciento de las personas que visitaron el stand principal del "picturephone" manifestaron la necesidad de ver a la otra persona cuando se habla con ella.

El proyecto, finalmente, fracasó por la falta de interés por parte de los usuarios en ver la imagen de la otra persona mientras hablaban con ella.

Esta tarjeta coincide con la descripción dada en el libro "Looking Backwards", de Edward Bellamy, escrito en 1888.

El protagonista cae en un profundo sueño en 1888 y se despierta en el 2000, año en que la novela describe una sociedad socialista que usa dichas tarjetas, respaldadas por el crédito del gobierno estadounidense. Cada persona recibe una línea de crédito en su tarjeta y el Gobierno utiliza parte del PIB para pagarlo.

Bellamy describió cómo la tarjeta de crédito podría ser usada en todo el mundo, para todos los tipos de moneda.

Esta moneda conmemorativa se creó en 2001 por el gobierno ruso para rendir homenaje a Yuri Gagarin.

En 1961, éste fue elegido para el cuerpo de cosmonautas de la URSS y el 12 de abril de ese mismo año fue lanzado a bordo de la nave espacial Vostok I, que le llevó a distancias comprendidas entre los 180 y los 327 kilómetros de la superficie terrestre, convirtiéndose en el primer ser humano en viajar al espacio exterior.

El filósofo griego Plutarco (46 - 120 d.C.) relataba en “De Facie in Orbe Lunae 3” la leyenda de un pueblo que conocía un camino hacia la Luna.

El año 2002, Grecia decidió grabar el perfil de Plutarco en una de sus monedas de 2 euros.

Esta cerilla es similar a la empleada en “De la Tierra a la Luna” (1865) para encender un gran cañón y propulsar un cohete fuera de la órbita terrestre.

Las dimensiones y el peso del proyectil imaginado por Verne fueron semejantes a las del módulo de la primera misión lunar tripulada, de nombre Columbia, muy parecido al Columbiad del escritor galo, el cual había sido lanzado desde Cape Town a escasos kilómetros de Cabo Cañaveral, lugar de lanzamiento del Apolo.

Asimismo coinciden otros detalles como el tiempo empleado en la travesía, los sistemas de mantenimiento, el número de astronautas y el lugar exacto del Pacífico en el que aterrizaron ambas naves.

En agosto de 1974, la familia Verne denunció a la NASA por plagio e infracción de derechos de autor.

Esta naranja fue comprada en la misma tienda que el huevo que caduca el mismo día en que Mary McFly y Doc viajaron al futuro en “Back to the Future II” (1989) y tiene dimensiones similares al meteorito que cayó en la casa de Anna Hodges en 1954.

Desapareció misteriosamente hace un año.

§
Dar/recibir información
Cada idea duradera proviene de una historia inverificable, pero verificable
Karlos Gil